martes, 28 de agosto de 2012

trisgreza

yo sabía que estaba ahí
como una salvaje creatura
acechando en la penumbra
a la espera del preciso instante

yo sabía que estaba ahí
sin razón para existir
tan sólo esperando una excusa
para saltar sobre mí y rasgar mis carnes

Publicar un comentario